La falta de creatividad en la actualidad es el peor enemigo en el mundo online, o al menos es la mejor excusa que han encontrado muchos para no tener éxito. Pero la realidad es que en el ADN de todo ser humano está la creatividad. El error está principalmente en creer que el pensamiento creativo nace de la nada.

Si prestas atención a los grandes creativos de la historia, e incluso a los de la actualidad, todos partieron de una idea ya preexistente. Todos partieron de una necesidad que se debía resolver para hacer la vida de las personas más fácil. Porque para crear algo nuevo, es necesario que pueda asociarse con algo ya conocido por todos.

¿Cuál debe ser entonces el primer paso para estimular mi pensamiento creativo?

El primer paso es más sencillo de lo que cualquiera puede imaginarse: abre tus ojos y mira a tu alrededor. Se trata de buscar siempre lo que ya está hecho, lo que todos conocen, las cosas simples, y las necesidades latentes en tu entorno.

Después de hacer esto, busca las soluciones que hayan intentado hacer otras personas, tanto las que han tenido éxito como las que no. Quizás puedas llegar más lejos que el pionero de la idea.

Consejos para estimular tu creatividad

Ahora conocerás algunos trucos para hacerte cada vez más fácil la tarea de sacar el máximo provecho de tu creatividad.

  • La relajación es tu mejor amiga. Aprovecha al máximo tus momentos de relajación. Evita despertarte tarde para llegar a algún sitio o mantenerte siempre ocupado. No inviertas tanto tiempo en el teléfono, el ordenador, y otros distracciones en tus momentos de relajación. Sé diligente en tener tiempos de relajación, ya que allí se esconde tu “¡eureka!”. Cuando te desconectas del mundo, te conectas a tu creatividad.
  • Compra una libreta con secciones. Llévala contigo a todos lados, y cada vez que tengas una idea, anótala en tu libreta. De esta forma vas organizando tus ideas por proyectos, soluciones a necesidades específicas, etc.
  • Atrévete a fallar. La mejor forma de tener una idea muy buena, es teniendo muchas ideas. Es por eso que cada idea que tengas es ganancia para ti en experiencia, en dar un paso más en algún proyecto que estés emprendiendo, en tiempo que ya no tendrás que volver a consumir en el futuro, etc. No descartes ninguna idea por muy mala o tonta que te parezca.
  • Dale comida variada a tu cerebro. Viajar, conocer nuevos sitios, escuchar nueva música, ver películas, leer libros que jamás habías tocado, siempre sumará a tu creatividad porque te obligará a expandir tu cerebro.

Siguiendo estos consejos, descubrirás que es tarea fácil estimular el pensamiento creativo escondido dentro de ti.

“La creatividad es la inteligencia divirtiéndose”.

Albert Einstein

Algunos ejemplos de empresas que han confiado en nosotros